Demandan con suma urgencia la instalación del Batallón Ecológico del Ejército de Nicaragua.


La construcción de la carretera tica en las márgenes del nicaragüense Río San Juan, ha traído como consecuencia inmediata un incremento de la cacería ilegal en la Reserva Indio Maíz, y la depredación de especies del río protegidas que los vecinos costarricenses comercializan, por lo que los pobladores ribereños nicaragüenses demandan con suma urgencia la instalación del Batallón Ecológico del Ejército de Nicaragua.
“¡Es urgentísimo!”, clamó la joven guía turística Seyla Obregón Bustos, al referir que además de la penetración de cazadores ilegales a la Reserva Indio Maíz, por las noches, han encontrado hasta 25 nasas tendidas a lo largo del río para atrapar camarones con objeto comercial.
“Hay puestos militares y mandan efectivos y guardabosques del Ministerio del Ambiente y Recursos Naturales, Marena, pero están de brazos cruzados, porque no cuentan ni con combustible para patrullar. Para proteger la Reserva y el río es necesaria la presencia de ese Batallón Ecológico, pero con presupuesto”, apuntó Seyla.
Controlar puntos estratégicos
A juicio de la guía turística, además de los puestos acantonados en El Castillo, Bartola, Boca de San Carlos, Sarapiquí, El Delta y San Juan de Nicaragua, debieran considerar algunos puntos estratégicos para controlar, e indicó que los depredadores están utilizando los senderos de Agua Fresca, el río Sarnoso y San Juanillo.
“Cuando llevamos a los turistas hemos encontrado latas de cerveza tica, casquillos y otras señales de que acampan de noche para cazar las especies”, aseguró Seyla.
Jonathan Mejía, guía turístico y empleado del Refugio Bartola, agregó que desde que arrancó la maquinaria con los trabajos de la carretera tica, por las noches se escuchan las detonaciones de escopetas. “No nos queda más que lamentar, porque en los puestos no se pueden movilizar porque dicen no contar con combustible”, manifestó.
“Además de cometer actividad delictiva, están afectando la vida silvestre y acuática”, señaló Mejía, y sugirió la realización de patrullajes constantes sobre el río, así como en la Reserva Indio Maíz.
Yamil Obregón, promotor turístico de El Castillo, resintió “las afectaciones enormes que está ocasionando la carretera al medio ambiente; las aves, mamíferos y especies acuáticas serán afectadas, ante lo cual es de suma urgencia la presencia de la Brigada Ecológica”.
Obregón considera que no solo deberán centrar la atención sobre el río y la Reserva, sino también en la parte limítrofe terrestre, donde no hay presencia militar nicaragüense, y la población vecinal nica está en la indefensión.
Ángel Alfonso Tapia, también guía turístico de El Castillo, añadió que han constatado mayores infiltraciones de los cazadores costarricenses en la áreas protegidas, pero además hay saqueo de madera y de raicilla”, aseguró.
Tapia refirió que en vista de que ese es un sitio Ramsar, el Gobierno nicaragüense debe demandar fondos para la preservación ante las graves afectaciones que dejarán la carretera tica, así como la demanda para resarcir los daños que al momento son incalculables.
Fuente: END
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

¿Qué es la energía hidráulica?

La lluvia ácida es una de las consecuencias de la contaminación del aire

¿Qué es energía y potencia?

Acuerdo de Cochabamba

¿Cuál es el origen de la energía solar?

La energía ni se crea ni se destruye, sólo se transforma. (Einstein)

Centrales eléctricas, turbinas y generadores.

¿ Cómo la Draga Limpiará el Río San Juan, de Nicaragua?

¿Que es un Acuífero?

Día Mundial del Reciclaje